La venta del iPhone X no ha sido lo que se esperaba, aunque desde su lanzamiento llegó a acumular 35 millones de unidades vendidas, la realidad es que la tendencia va a la baja, por lo cual Apple reduciría la fabricación de este modelo en el primer trimestre del 2018, según prevén medios especializados.

El sitio de noticias Bloomberg indicó que los consumidores ya no mostraron efusividad para adquirir el iPhone X, lo que se ha visto reflejado en una disminución significativa de la venta de este teléfono inteligente.

Su disminución en ventas se calcula en poco más del 60 por ciento, con lo cual no lograrían las metas de superar a otros modelos de esta marca.

Por ejemplo el iPhone 6 Plus vendió en un año, según cálculos, más de 258 millones de unidades.

El elevado precio que tiene el iPhone X y la falta de novedades en su sistema operativo ha generado que el consumidor incluso prefiera seguir comprando modelos de otros años, como el iPhone 8, el 6 plus o incluso otras marcas.